La importancia de la innovación para el emprendedor

¿Tienes una idea original para un producto? ¿Se te ocurre una manera mejor de brindar un servicio? ¿hay algo en tu área que harías de una manera totalmente distinta?

Una de las claves de un negocio exitoso es ser capaz de traer nuevas ideas  a la mesa. Innovar es un factor determinante para encontrar un lugar en el mercado al iniciar un negocio, pero también para lograr que la empresa permanezca a flote a través de los años una vez que se ha consolidado.

Innovar o emprender
Innovar y emprender son términos frecuentemente confundidos o utilizados como sinónimos; sin embargo, se trata de actividades distintas. Innovar se refiere a presentar nuevos productos, servicios o procesos; mientras que emprender tiene más relación con aportar una mejora al mundo mediante el desarrollo empresarial. Por ejemplo, la creación de la primera laptop puede ser un ejemplo de innovación, pero la trayectoria de Steve Jobs para consolidar Apple es un ejemplo de emprendimiento. El emprendimiento y la innovación dependen el uno del otro, un producto innovador no necesariamente tendrá éxito, ya que requiere de la ejecución y momento correcto para lanzarlo al mercado.

Tipos de innovación
Existen distintas maneras en las que se pueden llevar a cabo cambios, dependiendo del área y del impacto que se busque lograr. Algunas de ellas son:

    • Innovación incremental: son pequeños cambios para incrementar la funcionalidad, como los constantes lanzamientos de nuevos modelos de celulares con funciones mejoradas.
    • Innovación radical o disruptiva: rompe con lo ya establecido, como Amazon, que fue un parteaguas para el comercio en internet.
    • Innovación tecnológica: usa la tecnología para producir un cambio en la empresa.
    • Innovación comercial: resultado del cambio de variables en marketing.
    • Innovación organizativa: la innovación no impacta sólo en el producto final, sino que resulta importante desde la estructura y organización de la empresa.

Innovar o morir
Mantener una cultura de innovación dentro de la empresa no sólo ayuda a lograr un posicionamiento en el mercado, sino que puede marcar la diferencia en que la empresa permanezca ahí. Un error en el que se puede caer es pensar que las necesidades del mercado se mantendrán, especialmente con los cambios acelerados en materia de tecnología con los que nos enfrentamos hoy en día, por lo cual la innovación es indispensable.

Hay muchos ejemplos de empresas líderes que no lograron mantenerse al paso de los cambios. Podemos hablar de Kodak, que cayó en bancarrota con el surgimiento de las cámaras digitales, aunque fueron ellos mismos quienes diseñaron la cámara digital desde los años setentas; o  del caso de Blockbuster, que dejó pasar la oportunidad de comprar Netflix al pensar que su mercado era muy reducido. ¿Recuerdan cuando todos tenían un Blackberry? La empresa sin duda se vio en problemas cuando decidió enfocarse en su producto ya exitoso en lugar de desarrollar pantallas táctiles junto con sus competidores.

Innovar no necesariamente tiene que comenzar con una idea radical, puede comenzar con pequeños cambios, siempre con mira hacia la mejora. Quién sabe, quizás esos pequeños cambios tengan un gran impacto en el futuro. Innovar es un proceso que implica prueba-error y más de un intento, pero te invitamos a continuar retándote a ti mismo. Y si necesitas una mano en desarrollar tu idea, Ciclonatura es una opción para guiarte en el camino, ya que ofrecemos consultoría en emprendimiento a start ups y consultorías empresariales.

“La innovación es lo que distingue al líder del seguidor”
– Steve Job

 

¿Cómo emprender un nuevo negocio?

La era de la tecnología y las redes sociales en la que vivimos hoy en día ha puesto más a nuestro alcance la oportunidad de emprender, ya que en muchas ocasiones, podemos comenzar con una idea y una computadora. Historias de emprendimiento conocemos muchas, desde Henry Ford hasta Steve Jobs, pero ¿qué es en realidad el emprendimiento?

Emprender significa cuestionar lo establecido. Es el proceso de iniciar o desarrollar una nueva compañía con el objetivo de dar un producto o servicio nuevo o mejorado al mercado. El emprendimiento también puede ser mejorar algún proceso ya existente de producción. Por lo tanto, abrir un hotel más no es necesariamente emprendimiento; sin embargo, empresas como Airbnb que han encontrado una manera distinta de brindar este mismo servicio sí lo son.

Iniciar un negocio desde cero sin duda no es una tarea fácil, requiere de un largo proceso, desde que surge la idea inicial hasta que se tiene una empresa bien consolidada. Y este camino es tanto emocionante como atemorizante. Aquí te contamos algunas cosas importantes que necesitas saber antes de convertirte en un emprendedor.  

La idea

Lo primero que debes considerar es que el negocio que inicies sea algo que te haga feliz y que te apasione. No necesitas la idea más innovadora, sino crear algo que ofrezca al mundo una mejora. Muchos de los negocios allá afuera inician pensando en las ganancias, y aunque sí es un elemento fundamental para que el negocio salga a flote, tener la vista centrada en las ganancias no es lo que hará de tu negocio exitoso. Enfócate en crear un servicio de excelencia o un producto que los consumidores amen.

El equipo

“Puedes diseñar y crear, y construir el lugar más maravilloso del mundo. Pero se necesitan personas para hacer realidad el sueño.” Walt Disney

El camino del emprendimiento no es fácil y rodearte de las personas adecuadas no sólo te hará el camino un poco más ligero, sino que es uno de los indicadores más importantes de éxito. Es importante encontrar a personas capacitadas, pero aún más importante encontrar personas con objetivos parecidos y con un estilo de trabajo que se adapte al tuyo.

Las habilidades

Ser emprendedor requiere de un set de habilidades en constante desarrollo, ya que es seguro que te enfrentarás a retos que no te han enseñado a resolver en la universidad. Identificar tus habilidades personales y desarrollarlas es parte de la inversión necesaria para tu negocio, así como identificar aquellas cosas en las que no eres tan hábil, quizás requieras de más capacitación en el área en la que planeas incursionar o quizás necesites de alguien que te asesore o te ayude.

Los errores

Algunos de los emprendedores más conocidos han fallado, Henry Ford se declaró en quiebra 5 veces antes de que su compañía alcanzara el éxito, y J.K. Rowling fue rechazada de 12 editoriales para lograr publicar Harry Potter. Cuando emprendemos, las cosas no siempre salen como lo esperábamos, y cometemos errores. Lo importante es aprender de ellos.

1 de cada 3 mexicanos que quieren emprender no lo hacen por miedo al fracaso. Sabemos que emprender puede resultar amenazante, pero no nos gustaría que eso te detuviera. Es por eso que en Ciclonatura brindamos el servicio de Consultoría en emprendimiento, para acompañarte y facilitar el proceso de iniciar tu negocio.


Senderos, M. (2018) 10 datos curiosos del emprendimiento en México que debes saber. Entrepreneur. Recuperado de https://www.entrepreneur.com/article/292067