La clave de tu éxito es, y siempre será, tu salud. El cuidado de la salud depende en gran medida de los hábitos que desarrolles a lo largo de tu vida. Somos conscientes que el tema de hábitos en la salud es bastante amplio ya que no sólo implica tener una buena alimentación o hacer ejercicio, sino que también involucra el desarrollo personal. A lo largo de este blog profundizaremos sobre esto último, puesto que es un tema poco hablado y que debe tener nuestra atención inmediata.

Tan solo para estar en sintonía, empezaremos definiendo la palabra “hábito”. Hábito es el resultado de una acción que repites frecuentemente de forma inconsciente. A nivel cerebro, un hábito crea una ruta entre tus neuronas que permite ejecutar una acción repetida en el pasado de manera automática. Debido a esta automatización es fácil desarrollar hábitos saludables y otros que no lo son sin darte cuenta que están afectando a tu bienestar.

¿Cómo saber si un hábito es saludable o no?

Si el hábito que estás ejecutando está relacionado con actividades que mejoran tu salud física, mental, emocional y social entonces es un hábito saludable y tienes luz verde para dejarlo en tu vida. Si por el contrario, el hábito está afectando tu salud entonces el primer paso ya lo hiciste, es decir, ya tomaste conciencia del daño que te causa, cómo te lo causa y porqué te lo causa. Es conveniente reemplazar ese hábito; con el entendido de que será un proceso laborioso debido a que es algo a lo que ya estabas acostumbrado pero tienes que modificar. El mejor tip que te podemos brindar para crear nuevos hábitos saludables es establecer metas específicas, con tiempo definido, medibles y alcanzables.

La siguiente pregunta a desarrollar sería ¿cómo lidiar con las excusas?

Muy fácil. Un hábito debe ir acompañado de un recordatorio y una recompensa. El recordatorio es el estímulo que va a iniciar el comportamiento a ejecutar. La recompensa es el beneficio que obtendrás después de la acción. Tu trabajo será el desarrollar ese recordatorio para que tu cerebro reciba ese impulso, actúe y obtenga un resultado positivo, estudiado conscientemente por ti, que lo lleve a actuar de la misma forma a través del tiempo.

Ahora que ya estamos en completa sintonía, hablemos de los hábitos saludables relacionados con el desarrollo personal.

Existen diversas acciones que debes de convertir en hábitos para obtener beneficios evidentes en tu desarrollo personal. A continuación enunciamos algunas de esas acciones.

  1. Autoconócete: Así como Tales de Mileto lo dijo en algún momento, sabemos que conocerse a sí mismo es complicado. Puede serlo por dos razones: por la creencia de no necesitarlo o por el miedo a lo que se pueda encontrar. Evita a toda costa esas dos razones y date el tiempo para descubrir tu interior ya que todo parte de esa premisa.
  2. Gestiona tus emociones: Una buena inteligencia emocional refiere a la capacidad que tiene una persona para reconocer sus emociones y gestionarlas de manera saludable. Para ello es indispensable que le pongas nombre a lo que sientes, reconozcas las causas y los efectos de cada emoción experimentada para tomar las riendas de tus emociones. Échale un vistazo a la rueda de Robert Plutchik en internet.
  3. Mejora tus relaciones familiares: Estabilizar las relaciones con cada integrante de tu familia será una catapulta para tu vida. Si tu entorno inmediato está bien, los demás aspectos de tu vida estarán mucho más estables. Así que perdona, pide perdón y restablece las relaciones para marcar una línea de cambio en tu vida.
  4. Dedícale tiempo a tu don: Todos tenemos al menos una fortaleza que nos caracteriza. Pero pocos le dedicamos tiempo efectivo a potenciar esa fortaleza en pro de nosotros mismos y de otros. Regálate una hora diaria para reforzar ese don que tienes y que te hace tan tú.
  5. Encuentra tu sentido y propósito: De alguna forma el dedicarle tiempo a tu don te iluminará el camino a tu propósito de vida. Los japoneses tienen una palabra especial para esto y es ‘ikigai’. El Ikigai es básicamente la mezcla de eso que amas, eso en lo que eres bueno, eso que el mundo necesita y aquello por lo que ganas dinero. Analiza todo ello de manera profunda y encontrarás tu razón de ser.

Todas estas acciones necesitan de constancia, tenacidad y motivación. Al convertirlas en hábitos te brindarán buena salud y por ende bienestar. Si no sabes por dónde empezar para incorporar estos hábitos en tu vida, Ciclonatura está para ti. Todos nuestros servicios tienen como propósito mejorar el desarrollo personal de quienes forman parte de nuestra comunidad. Contáctanos y descubre el poder que hay dentro de ti.

Deja un comentario